Leyendas del Rock 2017: 12 de agosto / segunda parte

Llegó a su fin esta edición del Leyendas del Rock…

MAGNUM

Auténtica delicia sonora la que se nos venía ahora encima en el escenario “Azucena” mientras iba anocheciendo en Villena.

Comandados por el entrañable Bob Catley y su carismática voz (comentar al respecto que cantó mucho mejor de lo que me esperaba) y un impasible Tony Clarkin detrás de su guitarra y sus gafas de sol, Magnum ofrecieron un gran concierto, gozando de uno de los sonidos más limpios y cristalinos de todo el festival (junto con U.F.O. el día anterior).

Reconozco que a mucha gente les dejó algo fríos su propuesta relajada, casi AOR, y muchos aprovecharon para cenar y descansar, cogiendo fuerzas para los inminentes shows de Rhapsody y Sabaton; pero otros muchos aprovechamos para verlos en un ambiente distendido y sin apreturas a pocos metros del escenario disfrutando de temas como el inicial “Soldier of the line” o las míticas “On a storyteller´s night” y “How far Jerusalem” que nos supieron a gloria.

Un expresivo Bob Catley se movía con elegancia por el escenario, con una gestualidad y teatralidad que acompañaba y complementaba perfectamente cada frase que cantaba, muy bien secundado en la labor de coros por el bajista Al Barrow; mientras la majestuosidad de la guitarra de Tony Clarkin le daba ese punto mágico a las canciones y, por ende, a la actuación.

Ante la embelesada mirada de los asistentes iban cayendo temas clásicos de la época ochentera de Magnum como “Les morts dansant”, All England´s eyes” o “Vigilante”, tocados con gran maestría y temple, sin aspavientos ni desmesura. Una gozada.

Terminaron con la bonita balada “When the world comes down”. No es la forma habitual de cerrar un concierto de rock (con una canción lenta) y eché en falta joyas como “Just like an arrow, “Kingdom of madness” o cualquier corte de su obra maestra de 1988 “Wings of heaven” pero, aún así, fantástico concierto de estos señores ingleses llamados Magnum.

SET LIST

– Soldier of the line

– On a storyteller´s night

– Sacred blood, divine lines

– Crazy old mothers

– How far Jerusalem

– Twelve men wise and just

– Les morts dansant

– All England´s eyes

-Vigilante

– When the world comes down.

 

RHAPSODY

No soy muy fan de los italianos pero reconozco que la ocasión de presenciarlos, cuando se cumplen 20 años de su debut discográfico (“Legendary Tales”) y compartiendo escenario Fabio Lione y Luca Turilli (finalmente el teclista Alex Staropoli renunció a sumarse a esta reunión), podía ser algo histórico. Los mismos protagonistas ya habían avisado que era la última oportunidad de escuchar los clásicos de Rhapsody interpretados por ellos; y así lo entendió el público que abarrotó el recinto: junto con Sabaton, la mayor afluencia de gente de todo el día.

No sorprendió que fuera la imagen de un dragón la que presidía el enorme telón de fondo (en 4 de sus 6 primeros discos aparece alguno en la portada), como tampoco pilló a nadie desprevenido al ver que contaban con muchas partes grabadas para poder reproducir en directo la pomposidad y orquestación de muchos de sus temas; pero a su favor he de decir que ellos, los músicos, sonaron de lujo y Fabio Lione cantó a un nivel increíble.

Comenzar el show con tres temas consecutivos de su “Symphony of Enchanted Lands” fue todo un acierto ya que es un álbum muy querido por sus seguidores y produjo ya desde el comienzo una buenísima respuesta por parte del respetable; no así la inclusión en mitad del concierto de la canción que da título al disco, que con sus trece minutos, se hizo algo pesada.

Gozando en todo momento de un gran sonido y un vertiginoso juego de luces, hacia la parte final del show encadenaron algunos de sus temas más cañeros y menos sinfónicos como “Dawn of Victory” y “Holy Thunderforce”, siendo la fase del concierto que a mí personalmente más me gustó.

Muy buena descarga de los transalpinos , con una bonita puesta en escena y gran sonido; y con un Fabio Lione en plan estelar que además tuvo el detalle de dirigirse a todos nosotros entre tema y tema en un más que aceptable castellano.

Ya dije al principio que no soy muy fan de ellos, pero por lo que pude apreciar a mi alrededor, los fans del grupo sí que lo disfrutaron muchísimo.

SET LIST

-Emerald Sword

-Wisdom of the kings

-Beyond the gates of infinity

-Knightrider of doom

Wings of destiny

-Riding the wings of eternity

-Synphony of enchanted land

-Land of Immortals

-Dawn of victory

-Rain of a thousand flames

-Lamento Eroico

-Holy thunderforce

 

Nos acercamos al escenario “Mark Reale” para presenciar algo del show del ex White Lion MIKE TRAMP y su Band of Brothers.

Nada más llegar nos llamó la atención el buenísimo sonido que inundaba la carpa, así como lo bien que estaba cantando Mr. Tramp, conservando ese timbre y esa tesitura en la voz que le hizo famoso en la década de los ´80.

Por contra he de decir que los tres temas que escuché de la época dorada de White Lion (“Tell me”, “Little fighter” y “Lady of the Valley”) sonaron completamente descafeinados y sin brío; no respetando los solos de guitarra del gran Vitto Bratta, convirtiéndose así las canciones en anodinas y algo aburridas.

Por lo tanto, la opción estaba clara: encaminarnos hacia el escenario “Azucena” para ver a…

SABATON

Acorde con su condición de cabeza de cartel, los suecos ofrecieron un espectacular directo ayudados de un sonidaco potente y nítido, pirotecnia y pantallas LED que iban proyectando imágenes bélicas, videos, etc. La batería se alojaba dentro de la carrocería de un gran tanque cuyo cañón nos apuntaba amenazante. Hasta aquí todo de lujo.

Musicalmente, a mí particularmente, no es un grupo que me guste mucho ya que las canciones (algunas bastante simples y repetitivas) no me “llegan” ni me “llenan” y Joakim Broden no es un cantante que me llame la atención; y en este bolo en particular lo vi justo de voz en muchos momentos del mismo.

Sí que acertaron a la hora de confeccionar un set list muy equilibrado, con temas de sus inicios como “Primo Victoria”, “Attero Dominatus” o “The art of war”; y dándole también protagonismo a su último “The last stand” (2016) sin olvidar su pasado reciente con canciones como “Carolus Rex”.

Todos los temas, ya desde la intro con “In the army now” y la inicial “Ghost Division” fueron muy celebrados y las caras de satisfacción de la gente cuando finalizaron con “To hell and back”, mostraban claramente que Sabaton había gustado y convencido como cabeza de cartel del día.

Seré yo que no estaba con predisposición a disfrutarlo por el cansancio acumulado porque reconozco que el despliegue de medios visuales y la energía que derrochan en vivo hacen de sus directos una experiencia bastante disfrutable, pero que yo no sentí.

SET LIST

– Intro: In the army now

– Ghost Division

– The art of war

– Blood of Bannockburn

– Attero Dominatus

– The last stand

– Panzerkampf

– Sparta

– Screaming eagles

– Carolus Rex

– Swedish pagans

– The lost battalion

– Winged Hussars

– Night witches

– Primo Victoria

– Shiroyama

– To hell and back.

Un cambio en los horarios previstos hizo que los death suecos Bloodbath (supergrupo formado por miembros de Katatonia, Paradise Lost, Witchery…) tuvieran que pasar ellos a cerrar el festival en vez de tocar inmediatamente después de Sabaton. Afónico y cansado, ante la perspectiva de pasar más de dos horas acompañado de Lujuria y Tierra Santa para llegar a disfrutar de Nick Holmes y sus huestes, di por finalizado el XII Leyendas del Rock y me despedí de Villena…¿quizá solo hasta el año que viene?. Para la edición del 2018 ya hay grandes bandas confirmadas como Nightwish, Warlock, Sepultura, Amorphis, Sonata Arctica, Picture o Scar Symmetry; que sin duda pondrán por decimotercera vez al festival Leyendas del Rock en el mapa de los mejores festivales de Europa.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.